Las implicaciones para consumidores y comercializadores de las pérdidas de energía del Sistema Eléctrico

En la red eléctrica siempre se producen pérdidas de energía, por diversos motivos que podemos simplificar en dos: por cuestiones técnicas (líneas eléctricas, transformadores, etc.) y por anomalías o fraudes (es decir, por fallos o manipulaciones de los contadores que provocan que no midan correctamente la energía consumida). Estas pérdidas de energía lo que provocan es que la energía demanda y medida por los contadores de los consumidores sea diferente (menor) a la energía generada por las instalaciones de producción, que tienen que satisfacer tanto la demanda de energía de los consumidores del sistema eléctrico, como las pérdidas de energía que existen en el mismo. El efecto y perjuicio económico de estas pérdidas de energía se socializa entre el conjunto de los consumidores de electricidad obligando a los mismos (o a las compañías comercializadoras que les suministran) a adquirir en el mercado de producción de electricidad la energía que tienen previsto demandar elevada a barras de central de producción, es decir, incrementada en la parte proporcional de pérdidas de energía que les corresponda. Situación anterior Para elevar el consumo de energía a barras de central, hasta Mayo de 2014 existían unos coeficientes de pérdidas estándares, que dependían de la tarifa…

Continuar leyendo

Consumidor Directo en Mercado

En la actualidad se disponen de diversas estrategias para el aprovisionamiento de electricidad, actuando tanto como consumidor suministrado por un comercializador o como Consumidor Directo en Mercado. Mercado Minorista Habitualmente, los consumidores de todo tipo, como viviendas, negocios, industrias, etc. trabajan con empresas comercializadoras (en lo que se conoce como el mercado minorista) que les facturan un precio variable (o indexado, donde también se encuentra el PVPC – Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor), un precio fijo o una combinación de ambos. Estas comercializadoras son las que intermedian con el resto de agentes del sector. Mercado mayorista No obstante, existe otra opción que es la de acudir directamente al mercado mayorista, empleando una figura regulada en la Ley del Sector Eléctrico conocida como Consumidor Directo en Mercado. Aunque verdaderamente cualquier tipo de consumidor puede actuar de este modo, por sus características sólo suele ser aconsejable para grandes consumidores o agrupaciones de medios y pequeños consumidores bajo una misma titularidad, cuyo conjunto supere los 4 GWh de consumo anual y que dispongan de registro horario de consumo y telemedida. El mercado mayorista, al igual que los productos indexados estándar del mercado minorista, dispone de un precio variable, diferente en cada hora,…

Continuar leyendo
Cerrar menú